América Latina y el Caribe

  • Construcción de la represa Balbina, Brasil

  • Represas hidroeléctricas propician extinción de especies

    Aleszu Bajak

    16/07/15

De un vistazo

  • Represa Balbina de Brasil produjo fragmentación de bosque amazónico y extinción de vertebrados nativos

  • 70 por ciento de especies de vertebrados, incluyendo mamíferos, aves y tortugas se extinguieron

  • Sitios de ubicación de nuevas represas deben seleccionarse muy cuidadosamente exhorta el estudio

La construcción de represas hidroeléctricas impulsa la extinción de especies locales, junto con la caza y la tala de árboles, concluye un nuevo estudio que analizó los efectos a largo plazo de la edificación de una represa en Brasil, y comprobó que desde su construcción, hace casi tres décadas, se han extinguido el 70 por ciento de  especies de vertebrados medianos y grandes, incluyendo mamíferos, aves y tortugas.
 
En 1986, la represa hidroeléctrica Balbina, cercana a Manaus, comenzó a inundar un área amazónica más grande que Luxemburgo. Más de un año después, el embalse resultante cubrió 3.129 kilómetros cuadrados de bosque primario, formando 3.546 islas.
 
El estudio, publicado este mes en la revista PLoS ONE, muestra que la represa condujo a la fragmentación del bosque amazónico y al colapso de poblaciones de vertebrados nativos, como jaguares, monos, armadillos, y tapires. Estos resultados refuerzan hallazgos similares de pérdidas de especies observadas con las represas Tucuruí (Brasil), Guri (Venezuela), y el embalse Cheow Larn (Tailandia).

“Este [estudio] representa una valiosa contribución a nuestra comprensión del destino de la biodiversidad tropical bajo paisajes forestales cada vez más fragmentados”.

Luke Gibson, Universidad de Hong Kong


"Al construir una represa, se inunda un área enorme y probablemente se producen solo pequeñas islas", dice Maíra Benchimol, coautora del estudio y estudiante de doctorado en ecología en la Universidad Estadual de Santa Cruz, Ilhéus, Brasil. "Cuando se pierde hábitat, se pierde la mayor parte de las especies, porque no pueden enfrentar este nuevo escenario", sostiene.
 
Su equipo realizó un censo de 35 especies de vertebrados en 37 islas y tres sitios de control en una reserva biológica creada en 1990, donde no existe caza ni tala. Concluyeron que como resultado de la inundación de 3.129 kilómetros cuadrados en toda la región Balbina, se habían perdido 87.278 de las 124.110 poblaciones de vertebrados, lo que representa una tasa de extinción de 70 por ciento.
 
"Los autores encontraron que se necesita un parche de bosque cerca de 5 kilómetros cuadrados de tamaño para mantener el 80 por ciento de las especies de vertebrados", explica Luke Gibson, profesor asistente en la Universidad de Hong Kong. Él ha estudiado la fragmentación del bosque tropical en el Sudeste Asiático. "Esto representa una valiosa contribución a nuestra comprensión del destino de la biodiversidad tropical bajo paisajes forestales cada vez más fragmentados", añade.
 
Carlos Peres, profesor en la Universidad de East Anglia en el Reino Unido y autor del estudio advierte que un país que planea construir más represas hidroeléctricas en el Amazonas  necesita estudios de este tipo para mejorar las evaluaciones de impacto ambiental que se requieren antes de la aprobación de los proyectos.
 
"Lo que estamos tratando de hacer es aumentar el rigor y la capacidad de predicción de estos estudios antes de que estas represas puedan ser aprobadas. Estamos hablando de seleccionar el sitio para la presa muy, muy cuidadosamente", explica.
 
Enlace al artículo completo en PlosOne (en inglés)